El Partido Socialista pide la creación de una unidad de psiquiatría para pacientes crónicos

Jueves, 06 Abril 2017
Autor:
Gloria Rojas, portavoz Grupo Socialista Cedida PSME-PSOE

El Partido Socialista de Melilla ha pedido la creación de un centro de  día para enfermos crónicos. El objetivo es disminuir la presión asistencial en el Área de Psiquiatría del Hospital Comarcal.

La portavoz del Grupo Parlamentario Socialista en la Asamblea de Melilla, Gloria Rojas, ha solicitado la creación de esta unidad  tras el violento incidente ocurrido el lunes por la noche con varios pacientes.

Rojas ha explicado que los pacientes mentales tienen tres vías para ser atendidos: el área de salud mental; la unidad de agudos y la unidad de crónicos.

Sin embargo, como en Melilla no existe un espacio habilitado para crónicos, se mandan 25 personas a un centro privado que hay en Málaga. Los restantes, -en nuestra ciudad hay una población de otras 70 personas con enfermedad mental crónica-, se les presta asistencia sanitaria en la Unidad de Agudos del Hospital Comarcal, lo que supone una saturación de dicha unidad, según ha indicado la socialista.

Rojas ha insistido en que la saturación de Psiquiatría se debe también a que un importante número de personas con adicciones a drogas es tratado en la Unidad de Agudos del Hospital Comarcal.

Asimismo, Rojas ha censurado el hecho de que en Melilla no exista una Unidad Infanto-juvenil dentro del Área de Psiquiatría. “En una ciudad como la nuestra, con el gran volumen de nacimientos y la enorme población juvenil es muy necesaria”.

El incidente

En cuanto al incidente violento del pasado lunes, Rojas ha advertido de que el protocolo de actuación no funcionó. “El protocolo que tiene Melilla marca que, cuando suceden este tipo de incidentes, deben acudir auxiliares de otras unidades de hospitalización”, detalla Rojas, quien ha indicado que no pudieron hacerlo porque en ese momento estaban atendiendo a una persona con parada cardio-respiratoria y a otro paciente en fase terminal.

Los socialistas aseguran que la persona que llamó a la Policía no fue un profesional sanitario, sino uno de los propios enfermos mentales que telefoneó y pidió la ayuda.

Ante lo sucedido, el PSOE va a plantear preguntas parlamentarias al Ministerio de Sanidad para que aclare todo lo ocurrido y para exigir responsabilidades a los máximos responsables del Ingesa.

Top
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y su experiencia mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Más detalles…